Reseña - Fragmentado


M. Night Shyamalan regresa a las andadas y ahora nos trae un thriller protagonizado por James McAvoy.

Fragmentado (Split) es una historia que nos cuenta acerca de la vida de Kevin (James McAvoy), un hombre que tiene un total de 23 identidades, todas diferentes; desde la edad, comportamiento y gustos, hasta problemas de salud. Normalmente, hay una personalidad que gobierna ante las demás, pero el problema aquí reside cuando Dennis, un obsesivo compulsivo; Patricia, una mujer dominante y controladora; y Hedwig, un niño mimado, empiezan a tomar "la luz" y secuestran a tres jóvenes: Casey (Anya Taylor-Joy), Claire (Haley Lu Richardson) y Marcia (Jessica Sula). 

Para su película número 12, M. Night Shyamalan regresa al thriller de horror después de unos cuantos tropiezos en su carrera durante los últimos años, y lo hace bien. Expone en pantalla una historia que, gracias al protagonista y la excelente actuación del escocés James McAvoy, está llena de matices en una realidad que coquetea con lo sobrenatural, aunque esto último puede que no llegue a convencer por completo. 

La primera mitad del filme nos introduce al cumpleaños de Claire en compañía de Marcia y, por alguna extraña razón, de Casey; aquí queda claro que las dos primeras tienen poco o nada en común con la segunda y al momento de ser secuestradas, se genera un vínculo entre ellas, pero esto en pro de la supervivencia. Así es cómo van conociendo las múltiples personalidades de Kevin y, para su desgracia, empieza el tormento de éstas hacia ellas. El plus aquí es que las tres personalidades que están en control del cuerpo buscan desatar a la personalidad número 24 que, por lo que dicen, no es nada amigable. 

Aquí es donde también conocemos a la doctora Karen Fletcher (Betty Buckley), quien ha tratado a las múltiples personalidades de Kevin -sabiéndolas diferenciar- y hasta ha realizado estudios a diferentes personas que tienen la misma condición, porque al fin y al cabo lo que ella busca es que se tengan en cuenta y se traten. 

El gran acierto del filme es su guion, que se complementa con la interpretación del multifacético (ahora más literal que nunca) de James McAvoy. El ritmo del filme no da espacio para dudas, es rápido y estremecedor; varias veces uno se encontrará con el corazón palpitante a esperar qué sucede en la próxima escena. Además, el jugueteo al pasado con los flashbacks le dan el toque dramático ideal, sin caer en una exageración. También cabe destacar el trabajo de Anya Taylor-Joy -que después de su participación en The Witch (Robert Eggers, 2015) parece ser que tiene un futuro prometedor- quien hace una mancuerna tenebrosa con el (¿o los?) personaje(s) de James McAvoy.

El ambiente y la fotografía le dan el toque de terror sobrenatural a la historia; los colores fríos y los close up que podemos ver en pantalla. No cabe duda que Shyamalan tiene la experiencia para esto y, sobre todo, que busca redimirse regresando al género que tanto le aportó y viceversa. 

El problema cae en la recta final de la película, cuando lo sobrenatural empieza a acontecer. Después de regalarnos por varios minutos un relato ameno, donde había cabida para que lo insólito se sintiera verdadero, llega el momento donde la personalidad 24 -también conocida como la Bestia- empieza a emerger y nos hace cuestionarnos de qué tan verosímil puede hacerse pasar el filme. 

Fragmentado es un buen regreso para M. Night Shyamalan, quien vuelve a tener la confianza del público aunque con ciertas reservas. Disfrutable y a la vez estresante, el filme también sirve de pretexto para introducirnos a un posible universo cinematográfico, pero sin superhéroes conocidos de cómics. 

Calificación: 4/5

Screens: A



Twitter

Cinema

Facebook

Nuestros talentos
Muy pronto podrás estar en contacto con...

Con el Staff de Screen.

Se busca (de nuevo)

Seguimos creciendo en Screen y cada vez más estamos aproximándonos al equipo de ensueño. Ahora, buscamos crear nuevos proyectos, expandirnos y conquistar el mundo encontrar a la chica ideal.


Leer más...
Screen te está Buscando
More... more...

No necesitas ser un profesional o escribir como un premio Nobel de literatura, puedes tener errores (nosotros te ...

Leer más...